casa del horizonte

marbella

2014

Esta casa es una respuesta al lugar y al contexto sobre el que se asienta.

 

La idea central del proyecto plantea cómo resolver una arquitectura vinculada a un paisaje de horizonte lejano.

 

La propuesta busca generar una pieza formalmente compacta y que resuelva funcionalmente cada una de las partes del programa, consiguiendo no perder la domesticidad que una casa debe tener. Para ello creamos un plano horizontal en alto a modo de podio, de 20×52 metros, sobre el que establecernos y poder dominar el paisaje. En el interior de este volumen se desarrollan las funciones pedidas, que precisan de espacios más recogidos y que están iluminados y ventilados mediante patios.

 

En planta baja, una piscina sin fin diluye los límites de la plataforma y nos pone en contacto directo con el horizonte. El agua evaporada y el suelo fresco de piedra aliviarán el calor del verano de Marbella. Creamos otro plano de 20×26 metros sobre el podio, para darle sombra y alojar las estancias de noche. Las grandes terrazas proyectadas, con vidrios de arriba a abajo nos permitirán introducir la luz y un paisaje de ensueño en el interior de las habitaciones. Todo esto se resuelve con una estructura monolítica de losas y muros de hormigón armado, bien aislados y revestidos de cal blanca, reinterpretando un material tradicional mediterráneo para reflejar la luz del sol y favorecer la transpiración de las estancias. Planteamos una arquitectura que traduce el momento en que fue creada. Que es conocedora de la historia, no para copiarla, sino para que una vez digerida, pueda producir la arquitectura más actual posible.

 

Una arquitectura cuyo material principal es la luz y cuyo argumento fundamental es la búsqueda de la belleza, para conseguir el sueño de todo arquitecto, hacer felices a los hombres.

atrás